Archivos para la categoría: Artículos de Opinión

Que los amigos se casen puede ser tomado como un indicador inequívoco de que el tiempo pasa y de que nos vamos haciendo mayores. Esa certeza a su vez puede ser tomada como una razón inexcusable de que debemos vivir el día a día a tope porque nuestro paso por el mundo tiene fecha de caducidad y, al final, seas rico o seas pobre, alto o bajo, todos vamos a correr la misma suerte. Todo casamiento conlleva la correspondiente luna de miel la cual tendrá lugar, a ser posible, en un destino exótico y que se encuentre lo más alejado posible de nuestro lugar de origen. Esto me lleva a pensar que… Leer el resto de esta entrada »

Anuncios

Si os soy sincero me interesa sobremanera la ciencia. Me interesa saber que al desplazarse un sólido en el interior de un fluido aparece una fuerza resultante llamada de resistencia hidrodinámica, que tiene dos componentes: una anti-paralela al movimiento, debida a las fuerzas viscosas (resistencia) y otra perpendicular al flujo denominada fuerza de sustentación. Me siento mal cuando pienso que las cosas suceden a mi alrededor y yo simplemente las presencio o las padezco pero no soy capaz de encontrarle una explicación lógica al fenómeno. Pero, claro, si quieres encontrarle una explicación lógica a todo y quieres poder explicarlo todo, resulta que tendrás que pasarte más tiempo estudiando que viviendo aunque bien es verdad que estudiar es también otra forma de vida [más o menos divertida] pero forma de vida a fin de cuentas. Tal vez gran parte de mis problemas se resolverían si fuese capaz de llevar una existencia más despreocupada. La cuestión es que estamos rodeados de fenómenos y que el hecho de que algunos no tengan una explicación clara ahora no significa que respondan a causas mágicas sino, simplemente, que la ciencia aún no ha avanzado lo suficiente… Leer el resto de esta entrada »

No entiendo por qué la gente suele seguir refiriéndose a la televisión como La caja tonta. A ver, la televisión ni es una caja (ya que cada vez son más planas) ni es tonta. Los tontos más bien serían aquellos que pasan la mayor parte de sus vidas delante de la tele. Tampoco creo que la televisión sea mala per se sino que lo malo son más bien cierto tipo de programas o de contenidos; si bien es cierto que, este tipo de programas y de contenidos, son los que más abundan. Y, situados en este punto, no tenemos más remedio que formularnos esa clásica pregunta de ‘qué fue antes: el huevo o la gallina’. ¿Consumimos telebasura porque es lo que la televisión nos ofrece o la televisión nos ofrece esa clase de contenidos porque es lo que el televidente demanda?

Leer el resto de esta entrada »

Entiendo que lo más atroz y lo más anti-natura que puede hacer un ser humano es matar a la criatura que ha engendrado. No es fácil ponerse en la piel de los demás. Digo esto porque yo no soy padre y, por tanto, no sé lo que se siente cuando se tiene un hijo ni sé lo que se le puede llegar a querer y, por tanto, no sé lo que se sufre ante su pérdida. Pero puedo llegar a imaginarlo. He oído decenas de veces cómo padres y madres comentaban que lo peor que te puede pasar en esta vida es que un hijo tuyo fallezca antes que tú. Hace un par de noches, sin ir más lejos, volví a ver una película que me encanta. Me refiero a Crazy. Hay un momento en el que el padre le confiesa al hijo gay lo que duele perder a un hijo ante la inminencia de la muerte del hermano mayor víctima de las drogas. Matar a un hijo atenta de pleno contra el instinto de conservación de ahí que al comienzo hablase de acto anti-natura… Leer el resto de esta entrada »

Me apetece salir al extranjero pero no me apetece coger un avión. Volvemos al manido asunto de que casi todo en esta vida posee ventajas e inconvenientes. Otra asunto que suele acarrearme algún que otro quebradero de cabeza es el relativo a la elección del destino. Todos los destinos me parecen atractivos pero el problema radica en que yo, a diferencia de dios, aún no poseo el don de la omnipresencia y, por tanto, no puedo estar en varios sitios a la vez y las vacaciones de las que dispongo así como el presupuesto para invertir en las mismas son limitados. En fin, que toca elegir, escoger, cribar, toca tomar decisiones… Leer el resto de esta entrada »

No me gusta ir de un lado para otro como si fuese un balón de reglamento; a mí me gusta más lo de estar quieto todo el rato en un mismo sitio como hacen los árboles; los árboles siempre me han parecido criaturas muy interesantes, ahí todo el rato a lo suyo sin meterse con nadie, no tienen nada que ver por ejemplo con los diabólicos insectos que se pasan el día entero jodiendo; los árboles nunca son los responsables directos de ninguna desgracia porque detrás de todos los accidentes en los que se ven involucrados los árboles suele haber casi siempre algún maldito rayo… Leer el resto de esta entrada »

Cuando lees El filo de la navaja de William S. Maugham no puedes dejar de pensar en Larry durante días. Larry, en el fondo, nos cae bien a todos y todos tenemos un Larry dentro que quiere largarse a conocer mundo con la finalidad de conocerse a sí mismo y todo hijo de vecino queremos pasar una temporada en la India y experimentar el nirvana. Cuando lees On the road sientes que es posible ser libre. Solamente hace falta un poco de valor y una mochila y tener amigos tan locos como Neal Cassady. Solamente tengo que leer cualquier libro de Loriga, preferiblemente Héroes o Caídos del cielo, para quitarme quince años de encima y volver a mi cuarto en Calle La Unión y rescatar todos los olores y todas las sensaciones de aquella etapa de mi vida… Leer el resto de esta entrada »

Si partimos de la base de que resulta imposible leer todo lo que se publica, a uno no le queda más remedio que tratar de buscar alguna o algunas estrategias que le permitan decidir, con más o menos fortuna, qué lecturas merecen o no que les dediquemos nuestro preciado tiempo. Hay quien lee sistemáticamente todos los libros de un autor determinado y, de paso, lee sistemáticamente todos los libros de otros autores que algún crítico o algún lector amigo haya puesto en consonancia estilística o temática con ese autor determinado. Hay quien se fija fundamentalmente en las portadas y quien se fía devotamente de las listas de ventas que publican los suplementos culturales. Y, por supuesto, hay quien directamente no lee pero ésa es otra historia; no en balde, hace poco descubrí en Internet… Leer el resto de esta entrada »

La insumisión vuelve a estar más de actualidad que nunca y cobra más sentido incluso que antaño. Vuelve a resucitar cuando ya parecía un asunto del pasado. El término insumiso por estos lares casi siempre se asoció a aquellos chicos que no simpatizaban con el servicio militar y que tampoco consideraban justo tener, por obligación, que dedicar parte de su vida a la prestación social sustitutoria, y más aún cuando esta prestación sustitutoria solía consistir en hacerle las fotocopias o llevarle los cafés a alguien. La insumisión es el rechazo a integrarse, por acción o por omisión, en una determinada organización, o a cumplir determinado requisito que le es exigido a un ciudadano, normalmente desde el Estado, amparándose en razones de conciencia. Suele definirse como insumiso a aquel que se niega a participar en el servicio militar obligatorio, si bien existen otras formas de insumisión, como por ejemplo la insumisión fiscal. En definitiva… Leer el resto de esta entrada »

Al final siempre termino volviendo a mi amigo Maslow y a su famosa pirámide la cual, por fortuna, no fue construida empleando como mano de obra a esclavos. La Pirámide de Maslow, o jerarquía de las necesidades humanas, es una teoría psicológica propuesta por Abraham Maslow en su obra: Una teoría sobre la motivación humana de 1943, que posteriormente amplió. Maslow formula en su teoría una jerarquía de necesidades humanas y defiende que conforme se satisfacen las necesidades más básicas (parte inferior de la pirámide), los seres humanos desarrollan necesidades y deseos más elevados (parte superior de la pirámide). Maslow consideró, en su momento, autorrealizados a un grupo de personajes históricos que estimaba cumplían dichos criterios: Abraham Lincoln, Thomas Jefferson, Mahatma Gandhi, Albert Einstein, Eleanor Roosvelt, y William James, entre otros. Maslow dedujo de sus biografías, escritos y actividades una serie de cualidades similares… Leer el resto de esta entrada »

Todos tenemos secretos. Y, cuando hablamos de secretos, da lo mismo que hablemos de personas físicas o de personas jurídicas. Si aceptamos que todos tenemos secretos, parece normal que el Vaticano también los tenga. “Un cardenal guía al cuervo (traidor)”, tituló el lunes el diario Il Messaggero, mientras el influyente Il Corriere della Sera abrió con el titular “Un cardenal entre los cuervos”. Archiconocido es el refrán que reza: cría cuervos y te sacarán los ojos. También es harto conocido ese otro que dice: en todas partes cuecen habas. Entiendo que si el Papa, que es el representante de dios en la tierra, tiene secretos podríamos, estirando el razonamiento un poco más, llegar a afirmar que el mismísimo Dios también tiene secretos o más bien los tenía porque, tal y como dijo Nietzsche, dios ha muerto llevándose por tanto dichos secretos a su tumba. A mí modo de ver… Leer el resto de esta entrada »

El Ayuntamiento de Torremolinos te regala bolsas para que recojas la caca de tu perro. Con el tiempo, he llegado a la conclusión de que, básicamente, existen dos clases de ciudadanos: los que tienen perro y los que no tienen perro. Los que tienen perro lo sacan a pasear y, de paso, ellos caminan un poco mientras se fuman un cigarrillo y aprovechan para conversar con otros dueños de perros. Es extraño que los humanos necesiten un animal que les sirva de enlace o excusa para atreverse a hablar los unos con los otros. Cuando paseas a tu mascota entablas conversación de manera totalmente natural con otros dueños/as de mascotas con los que no hubieses intercambiado una palabra en la vida sin la actuación del animal como intermediario. Aunque… Leer el resto de esta entrada »

Hace algún tiempo escribí un artículo titulado ‘Dicen’ en el que me hacía eco de lo que escuchaba a mi alrededor y, ahora, vuelvo a la carga con la segunda entrega. Desafortunadamente, las cosas que oigo ahora no son mucho más halagüeñas que las que oía entonces. Por poner un ejemplo, dicen que nosotros vamos detrás de Grecia. Dicen que vamos a abandonar el euro y que vamos a salir de la Unión Europea y que vamos a volver a estar tan solos y aislados como en aquella época en que fuimos merecedores del nombre de La reserva espiritual de Europa. Algunos hablan de corralito y los que oyen hablar de corralito se asustan tanto que sacan su dinero del banco y, precisamente por eso, puede que se produzca el tan temido corralito. Dicen que… Leer el resto de esta entrada »

La certeza de la muerte provoca en el ser humano una sensación ambivalente y aparentemente paradójica. Por un lado, nos inquieta y por otro nos reconforta. Cuando la cosa se pone muy fea siempre nos quedará París y siempre nos quedará morir. Con frecuencia he reflexionado acerca del suicidio como válvula de escape para todos aquellos para los que la existencia ha terminado convirtiéndose en un suplicio insoportable. A mi parecer, el suicidio, en contra de lo que opinan muchos, exige también cierto grado de gallardía de la que muchos carecen, y por ello últimamente se están poniendo de moda las empresas que se dedican a ofrecer una muerte rápida, legal, segura e indolora. Por descontado, se trata de países en los que está legalizada la eutanasia. La eutanasia es la acción o inacción hecha para evitar sufrimientos a personas próximas a su muerte, acelerándola ya sea a sabiendas de la persona o sin su aprobación. Se puede considerar también… Leer el resto de esta entrada »

El lunes es el primer día de la semana en el calendario gregoriano, y primero de la semana laboral, según el estándar ISO 8601. El nombre lunes proviene del latín Dies Lunae, o ‘día de la Luna’. Aquellos que no trabajamos los fines de semana, desde el lunes por la mañana, estamos deseando que llegue cuanto antes el viernes próximo. Y nos pasamos la vida deseando que llegue el viernes de manera que los demás días de la semana transcurren a una velocidad inaudita y, al final, todos los viernes terminan llegando y tal y como vienen se van. Mi hermana acostumbra a decirme que, cuando tenga un hijo, los días transcurrirán aún más deprisa y el niño pasará de ser un bebé a estar delante del cura recibiendo el cuerpo de cristo en un santiamén, y yo, más viejo y con menos pelo, miraré hacia atrás y un cementerio de viernes muertos yacerá a mis espaldas. Básicamente… Leer el resto de esta entrada »

A veces me planteo qué elementos concretos son los que deberían determinar la grandeza de un país. Otras veces, directamente, no me planteo ninguna cuestión que trascienda lo que podríamos denominar los confines de mi barrio. Lo que no puedo negar es que nunca he tenido vocación de presidente de la comunidad. Pero cada vez tengo más claro que, si no participas directamente en las cuestiones que te afectan directamente, es bastante probable que las cosas no tomen el rumbo deseado. Y si las cosas no toman el rumbo deseado y el motivo es que tú no te mojas, no resulta del todo coherente que te pases gran parte de la vida quejándote. La vida cómoda es divertida pero tiene sus inconvenientes, exactamente igual que la vida moderna como ya apuntaban los chicos de La habitación roja: “La vida moderna es nuestra condena, las prisas, las penas y los pisos de treinta…”… Leer el resto de esta entrada »

Todos hemos vivido alguna que otra situación patética a lo largo de nuestras vidas. Algunos habrán vivido más situaciones patéticas que otros pero no pretendo ahora elaborar una especie de ranking para determinar quién es el más patético de todos. La cuestión es que a todos nos han puesto la cara colorada en alguna ocasión. Yo recuerdo especialmente una situación embarazosa que tuvo lugar en la Facultad de Derecho de Málaga durante una clase de Ciencia Política del Dr. D. Ángel Valencia. Yo estaba sentado al fondo del aula junto a mi amigo Peluca: sentarte al fondo del aula, de entrada, supone ya toda una declaración de principiosLeer el resto de esta entrada »

En el siguiente texto me he propuesto relatar mis propósitos para el año 2012. El comienzo del año suele ser una época propicia para replantearnos nuestros hábitos de vida e introducir modificaciones; en resumen, para hacer propósitos de enmienda que generalmente luego no cumplimos. Pero, joder, a todos nos gusta soñar con una vida mejor. Hay muchas cosas que me gustaría hacer a lo largo de este año que acabamos de estrenar, entre ellas leer diariamente la prensa. Y cuando digo leer diariamente la prensa no me refiero a ojear el periódico leyendo solamente los titulares -y tal vez sucintamente alguna noticia que despierte mi interés por encima de las demás-; no, señores, no hablo de eso, hablo de leer la prensa de cabo a rabo, de empezar por la primera página y terminar por la última o viceversa ya que el orden en que leas las noticas no altera el producto que suele ser casi siempre igual de deprimente… Leer el resto de esta entrada »

¿Cuánto tiempo de vuestras vidas os roba ver series de televisión? ¿Por qué motivo consumís tantas series de televisión? ¿Por qué tenéis esa enorme necesidad de evasión, de observar a través de una pantalla lo que les pasa a otros? Parece obvia la afirmación de que, gran parte de nuestro tiempo libre –o para ser más exactos gran parte del tiempo libre que pasamos en casa- lo invertimos viendo series de televisión que nos adentran en las vivencias, peripecias y sinsabores de personajes ficticios encarnados por actores que, en la mayor parte de los casos, tienen vidas propias que poco o nada tienen que ver con las de los personajes que encarnan. Aunque también es verdad que la vida privada de esos actores también suele ser objeto de nuestro interés pero ése es otro tema del que no voy a ocuparme ahora. En resumen, pasamos gran parte de nuestras vidas dejando que nos cuenten mentiras, deseando que de comienzo una nueva temporada de mentiras a domicilio. Y cada vez se producen más series de televisión (tanto dentro como fuera de nuestras fronteras) hasta el punto de que ya es prácticamente imposible poder estar verdaderamente al día al respecto y seguirle la pista a todas… Leer el resto de esta entrada »

Esquemáticamente hablando podemos decir que hay dos tipos de personas o dos estilos a la hora de encarar una situación problemática; por una lado, estarían los que suelen ver el vaso medio lleno y por otro los que siempre lo ven medio vacío. Pues bien, yo, indistintamente, y según el tipo de problema al que me enfrente o del momento del día, suelo oscilar entre uno u otro perfil aunque debo confesar que tiendo más bien a ser optimista y a pensar que vivimos en Los mundos de Yupi lo cual, en más de una ocasión, suele ser contraproducente porque luego el batacazo es mayor cuando compruebo que la realidad es muchas veces tan cruda como la pintan (sino más)… Leer el resto de esta entrada »

Opino que un artículo acerca del Cabaret Voltaire debía estar a la altura del Cabaret Voltaire o tratar en la medida de lo posible de captar o reflejar el espíritu del mítico lugar. He leído numerosos artículos acerca del tema y siempre he echado en falta lo mismo: que la forma de los textos (de alguna manera) tratase de ponernos en sintonía con lo que el Cabaret Voltaire significó pero casi todos son artículos que se concentran en la transmisión más o menos profusa de datos históricos y fechas y nombres más o menos conocidos por todos. Por tanto, yo he partido de la premisa anteriormente expuesta: hablar del Cabaret empleando su propia lengua lo cual (ojo) no significa que no vaya a facilitar datos archiconocidos y concretos porque también me apetece hacerlo y porque creo que es de rigor hacerlo… Leer el resto de esta entrada »

Desde hace algún tiempo, cada vez que voy a la Iglesia con motivo de la celebración de alguna boda o de alguna comunión o de algún bautizo, no puedo evitar pensar en el papel protagonista y un tanto exhibicionista que juega el cura durante la celebración de dicho acto. De ahí que haya titulado este artículo “El cura como frontman”. Todo el mundo permanece en silencio observándole mientras que el cura (centro momentáneo del universo) se pasea, gesticula y habla empleando un micro que contribuye a que su voz reverbere aún más dentro de aquel espacio de techos altos y abovedados que es la Iglesia. También cada vez más los templos se preocupan por la incorporación de tecnología punta y no es infrecuente el uso de los audiovisuales cuyo objetivo primordial es acercar la imagen del clérigo a la pupila de los fieles de manera que su figura se termina de perfilar como la de un personaje mediático con aura de icono.

Pues bien, cada vez que voy a la Iglesia no puedo evitar meterme en el pellejo del cura y es que una de mis principales virtudes (modestia aparte) es la de la empatía… Leer el resto de esta entrada »

Se acercan las elecciones generales y no puedo evitar darle vueltas a la cabeza en torno a qué es exactamente eso que llamamos democracia o, más bien, en qué ha terminado convertida y si podemos mejorar el modelo o ciertos aspectos del mismo. Y también, en definitiva, si podemos afirmar que el significado de esta palabra haya ido mutando con el paso del tiempo. Lo que parece claro es que, este modelo actual, tanto para bien como para mal, dista mucho de ser la democracia en estado puro que gestaron y practicaron los atenienses.

Por ello, antes de seguir, quisiera dejar claras algunas nociones teóricas básicas. A saber, Democracia, es una forma de organización de grupos de personas cuya característica predominante es que la titularidad del poder reside en la totalidad de sus miembros, haciendo que la toma de decisiones responda a la voluntad colectiva de los miembros del grupo. Clásicamente la democracia ha sido dividida en dos grandes formas… Leer el resto de esta entrada »

COSMOPOÉTICA es un festival de poesía que se celebra todos los años en Córdoba y que, poco a poco, se ha ido consolidando como una de las citas más importantes del panorama poético nacional. No en balde, este año 2011 ha alcanzado ya la octava edición con lo cual yo creo que podemos hablar de un festival consolidado y no de una iniciativa oportunista o pasajera como pudieran augurar algunos. El festival reúne lo más representativo del mundo poético tanto dentro como fuera de nuestras fronteras. Estuve hace un par de años y tenía ganas de repetir. Los actos son muy numerosos y a veces tienes que salir corriendo de un enclave para ir a otro y llegas con el tiempo justo para sentarte y retomar un poco el aliento. Y, casi inmediatamente, a consultar nuevamente el programa para ver en qué dirección de la ciudad de la mezquita tienes que correr ahora… Leer el resto de esta entrada »

Somos la única especie que se viste y la ropa desempeña funciones variadas. Hace algunos años, pude presenciar en primera persona un hecho que considero oportuno traer a colación. Un vagabundo se quitó la ropa en mitad de la calle quedándose completamente desnudo, y, automáticamente, los vecinos alertaron a la policía que procedió a su inmediato arresto, y todos los transeúntes que presenciamos la escena coincidimos en diagnosticar que aquel sujeto había perdido el juicio. Y es que eso es precisamente lo que ocurre cuando alguien se sale meridianamente de la fila: que lo tachan de loco, de tarado, de zumbado o, en el mejor de los casos, de friki; admito que tal vez este caso sea un poco drástico ya que entiendo que a nadie tiene por qué apetecerle verle los genitales a nadie pero he entendido que era ilustrativo del tema acerca del cual me he propuesto hablar.  Está claro que existen una serie de normas que regulan la práctica totalidad de nuestros actos y que éstas se circunscriben a un determinado contexto… Leer el resto de esta entrada »

Hablo con la gente y la mayor parte de la gente con la que hablo detesta su trabajo y detesta tener que pegarse un madrugón todas las mañanas para ir a hacer algo que no les apetece hacer durante no sé cuántas horas pero que, en el mejor de los casos, serán tantas horas que apenas tendrán tiempo de hacer otras cosas que probablemente sí les apetezca hacer. La mayor parte de la gente está deseando que llegue la hora de salida de sus puestos de trabajo y que lleguen las vacaciones. Y odia el sonido del despertador porque les pone en sintonía directa con una realidad que, repito, detestan y esa realidad es el hecho de tener que levantarse de la cómoda y cálida cama (separándose de sus parejas aquellos que las tengan) para ir a trabajar. Pues bien, dicho esto, otro comentario que circula a diestro y siniestro es que, todo el mundo, y más en los tiempos críticos que corren, se muere y casi mata por tener un puesto de trabajo. Una de las frases que más a menudo suena a mi alrededor es ésa de: “hoy día, si tienes un trabajo, sea el que sea, te puedes dar con un canto en los dientes, te puedes considerar un tipo con suerte, un tipo jodidamente afortunado”… Leer el resto de esta entrada »

1. LA ÉPOCA DE LAS 3.000 PELÍCULAS

Cabría preguntarse hasta qué punto pasarte la mayor parte de tu vida delante de una pantalla o del visor de una cámara le resta autenticidad a tu vida o hace que tu realidad sea menos real. Cabría preguntarse hasta qué punto tanto cine puede ser insano. Cabría preguntarse por qué ciertos hombres dedican toda su vida a algo de una manera casi instintiva e irracional: como si no pudiesen controlar sus propios actos y actuasen movidos por una fuerza ajena a su propia voluntad. Todas estas preguntas me vienen a la cabeza cuando pienso en Truffaut y en su modo de vivir la vida o, mejor dicho, de vivir el cine porque “vida y cine” en el caso del director francés son sinónimos. Siempre me han interesado especialmente los artistas que se obsesionan con su trabajo, que viven para su arte hasta el punto de experimentarlo de una manera casi enfermiza, movidos por una pasión obsesiva: como si se tratase de una cuestión de vida o muerte. A partir de los ocho años Truffaut empezó a pasar casi más tiempo dentro de la sala del cine que fuera de ella. Entre 1946 y 1956 vió más de 3.000 películas, a razón de unas tres diarias… Leer el resto de esta entrada »

Intento mantener los ojos bien abiertos y suelo pegar la oreja para escuchar lo que se dice a mi alrededor. Dicen que todo el dinero que falta lo tiene alguien y que no quiere que circule pero ¿quién es ese alguien y por qué no lo suelta? Hay quien opina que se trata de una especie de complot muy bien orquestado contra el Partido Socialista y que, cuando gobierne el Partido Popular y por tanto cambiemos las rosas por las gaviotas, ese dinero escondido debajo de las piedras aflorará repentinamente y nadaremos en la abundancia. En nuestro país hay mucha gente que dice no ser monárquica sino juancarlista y también hay mucha gente que dice no ser antipartidosocialista sino antizapaterista. Y lo que parece evidente es que casi todo el país es antirajoy antes de que el pobre Rajoy haya tenido la posibilidad de alcanzar la presidencia. Y también los hay que afirman ser apolíticos como si ésa no fuese también una postura política claraLeer el resto de esta entrada »

David Foster Wallace (1962-2008) es casi unánimemente considerado el novelista más importante de su generación. The Broom of the System (1986) significó su debut, y tres años más tarde publicó La niña del pelo raro (1989), relatos con los que consiguió meterse en el bolsillo a la crítica. Luego vino la titánica y aplaudida La broma infinita (1996), que ha sido considerada por la revista Time una de las cien mejores novelas escritas en lengua inglesa. A esta siguieron las colecciones de relatos Entrevistas breves con hombres repulsivos (1999), Extinción (2004), así como los libros de no ficción Algo supuestamente divertido que nunca volveré a hacer (1997) y Hablemos de langostas (2005).

A veces puedo llegar a pensar que es difícil escribir después de autores como Wallace… Leer el resto de esta entrada »

MODO BÉLICA es una nueva banda malagueña formada por un servidor y por ex-componentes de algunos de los grupos más representativos de la escena independiente de la ciudad: SHAMEFUL HEAVEN, ALLISON, Y NOTES TO MYSELF. Os dejo un resumen en imágenes de la grabación de nuestra primera DEMO.

Leer el resto de esta entrada »

Ayer viernes estaba un poco estresado después de una dura semana de trabajo así que, para desintoxicarme un poco, improvisé con mi chica un viaje a París. Para ello no compré ningún billete de avión sino que saqué un par de entradas de cine para ir a ver la última película de Woody Allen titulada Midnight in Paris. Juan Diego y yo compartimos, además de una buena amistad, una gran pasión por la música y por el cine, y más concretamente por el universo del director norteamericano. Juan Diego es todo un experto en Allen y yo opino que, si bajasen unos extraterrestres con la intención de conocer a fondo a los seres humanos y con el propósito de ahondar en los vericuetos de nuestra mente y de nuestra compleja vida emocional, lo más sensato que podríamos hacer sería regalarles toda la filmografía del director de Manhattan o Annie HallLeer el resto de esta entrada »

(Juan José García Martín_Sin Título)

Desde mi punto de vista, si te gusta viajar, tienes dos opciones. Puedes comprar un billete de avión por Internet y luego volar hasta Nueva York o hasta Tokyo o hasta Calcuta, siguiendo un programa de viaje perfectamente planificado y exento de sorpresas desagradables (aunque esto realmente no te lo pueden garantizar nunca, ni aún contratando el paquete a través de la eficiente agencia de viajes de El Corte Inglés), o puedes consumir alguna sustancia alucinógena y viajar a dios sabe dónde sin moverte del sillón de tu casa. Esa sustancia podría ser, por ejemplo, la quetamina (un anestésico disociativo). De este último tipo de viajes es del que pretendo hablaros someramente a lo largo de los siguientes renglones. Los viajes o las experiencias mentales promovidas por este tipo de sustancias pueden ser tremendamente surrealistas e irrepetibles; pero, sobre todo, se trata de experiencias impredecibles, de viajes que uno no puede planificar con antelación por mucho que se lo proponga… Leer el resto de esta entrada »